Ya opera Unidad de Terapia Renal en hospital de Liberia

Ya opera la nueva Unidad de Terapia Renal de la Caja en Liberia.

Redacción

La nueva Unidad de Terapia Renal fue inaugurada en el hospital Enrique Baltodano Briceño de Liberia. Con esto se podrán realizar tratamientos de diálisis peritoneal y hemodiálisis a 340 pacientes de la Región Chorotega.

Randall Álvarez Juárez, gerente médico de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS), indicó que la unidad fortalece significativamente a la Red de servicios de salud de la zona, siendo esta la región con la mayor prevalencia de enfermedades del riñón en el país.

“Uno de los aspectos más importantes es que los pacientes de hemodiálisis ya no tienen que viajar a San José tres veces por semana para recibir el tratamiento, esto genera tranquilidad al usuario y a su familia. Con esta apertura el hospital aumenta de forma considerable la capacidad de atención, con 21 camas para diálisis peritoneal y diez puestos para hemodiálisis”, agregó Álvarez.

Por su parte, Marvin Palma Lostalo, director general del centro médico de la Ciudad Blanca, destacó que en la nueva obra se suman profesionales en trabajo social, salud mental y nutrición.

“Los pacientes además de recibir su tratamiento de forma cómoda y oportuna, recibirán educación nutricional y psicosocial, esto nos permite impactar de forma positiva en su la calidad de vida, involucrar a su familia y también a la comunidad”, explicó el doctor Palma.

En la provincia, la prevalencia de insuficiencia renal es de cinco a siete veces mayor respecto a las demás áreas de salud del país, con la particularidad que afecta mayoritariamente a hombres de 40 años. Actualmente de los 340 pacientes en diálisis peritoneal, 227 son de Liberia, 57 de Cañas y 56 de Nicoya.

La obra de dos niveles de 2063 metros cuadrados cuenta con espacio para la atención de consulta especializada, un área para la aplicación de medicamentos, dos salas para procedimientos quirúrgicos y salones para tratamiento de hemodiálisis y diálisis peritoneal. Atenderá de lunes a viernes de 6:00 a.m. a 10:00 p.m. y sábado de 6:00 a.m. a 2:00 p.m., con la posibilidad de ampliar el horario, esto dependiendo de la demanda.

Tuvo un costo de ¢3802 millones, los cuales salieron de las arcas de la institución y aportes de la Junta de Protección Social (JPS).

Facebook
Twitter
WhatsApp
Email
Un duro chicharrón
El turismo espera soluciones
Sin cacao, no hay chocolate
El amor
× ¿Cómo puedo ayudarte?