Estudio del TEC dio a conocer alarmante contaminación por plástico en especies marinas

Estudio del TEC en el Parque Nacional Marino Las Baulas, en Santa Cruz, alertan sobre contaminación en especies marinas

En su trabajo de graduación del TEC la Ing. María Angélica Pérez, descubre que el 89% de los peces y el 76% de los crustáceos estaban contaminados con micro plásticos

La conclusión según los especialistas en medio ambiente es que muchos costarricenses están consumiendo mariscos contaminados.

Redacción

Un estudio realizado por la Ing. María Angélica Astorga Pérez, en su trabajo de graduación en el Tecnológico de Cartago, determinó que hay contaminación en especies marinas con micro plásticos.  Se encontró que el 89% de los peces y el 76% de los crustáceos analizados en el Parque Nacional Marino Las Baulas, en Santa Cruz, Guanacaste, están contaminados.

Se descubrió, según el citado estudio que se encontraron micro plásticos en el sistema digestivo de las especies marinas, llegando a la conclusión que los peces han consumido en sus hábitats dicho material, lo que obviamente llega a la mesa de los consumidores de mariscos en nuestro país.

El análisis se dio en el 2020 como parte del proyecto de graduación de Astorga contando con el soporte y apoyo de la Dra. Karol Ulate Naranjo, investigadora de la Escuela de Ciencias Biológicas de la Universidad Nacional (UNA).

Señalaron las responsables del proyecto que el objetivo del estudio era determinar la presencia de contaminantes derivados del plástico en especies carnívoras y análisis si existen diferencias, según los compartimentos del ecosistema en donde habitan los organismos marinos.

La investigación se basó en 2 organismos con los peces epipelágicos (columna agua) y crustáceos bentónicos (habitan en el fondo marino). Para realizar el estudio usó Astorga una técnica de histología animal (estudio de tejido) para visualizar mediante esas piezas en el tejido muscular de las especies analizadas.

Por su parte la Dra. Lilliana Abarca de la carrera de Ingeniería Ambiental y tutora del proyecto señaló:

“Este estudio tiene una gran importancia porque permite identificar lo que sucede con la exposición de estos peces de alto valor trófico que, nosotros como seres humanos, estamos consumiendo y cómo esto, potencialmente, nos puede inducir a una toxicidad física o química de esos organismos”.

Para la autora del estudio, estos resultados dan una alarma en cuanto a la posibilidad de encontrar este tipo de residuos en estos organismos frente a otros que sí hay una cantidad mayor de piezas en los peces. También se encontró que un 93% de los micro plásticos correspondían a microfibras.

“Esto se atribuye a las fuentes de este tipo de residuo, como lo son los ríos, las aguas de lavado y las plantas de tratamiento. Y refleja la importancia de una mejor gestión en los residuos”, sentenció dicho estudio del TEC. Si desean puede visitar el sitio TEC www.tec.ac.cr para más información.